Boletín Homeopático


AGOSTO 2014

Diabetes mellitus (Tercera parte)
Por Gilberto Quintero Ramírez

  A continuación se describen las indicaciones de los últimos medicamentos de acción profunda en la diabetes, con lo que se concluye esta tríada de boletines sobre este padecimiento tan importante.

  -Lycopodium: Medicamento de fondo. Insuficiencia hepática, saciedad instantánea y debilidad sexual o completa impotencia. En pacientes con los síntomas característicos de la personalidad de este remedio: gran falta de confianza interior, afán dictatorial y manipulador. Paciente diabéticos, especialmente varones, que comienzan a presentar obesidad ginecoide: acumulación de grasa en las caderas, bajo vientre y muslos y adelgazamiento en la parte superior del cuerpo. Diabetes que genera gran deterioro, el enfermo se torna avejentado y de aspecto macilento en pocos meses, con gran debilidad vespertina. Gran deseo de alimentos dulces, especialmente caramelos y chocolates. Agravación de 4 a 8 p.m. Muy característico de este remedio en la diabetes es la polifagia que suele presentarse en cuanto el paciente comienza a comer, mientras más come más apetito siente. O todo lo contrario, falta de apetito, refiere tener mucha hambre pero en cuanto prueba el primer bocado se disipa el apetito.

  -Lycopus virginica: Asociada a insuficiencia renal, hipertiroidismo y afecciones cardíacas. Con insomnio nocturno y deseo de actividad incesante. Por la mañana se siente agravado en general y agotado.

  -Morphinum: Uremia e impotencia sexual. Anorexia en los diabéticos, con especial aversión a la carne. Mitomanía, el paciente no puede controlar el impulso de mentir. Desórdenes nerviosos y neurológicos (como Opium).

  -Moschus: Senilidad prematura en diabéticos con espasmos, hipo y palpitaciones. Mucha orina y deseo sexual. Mujeres diabéticas histéricas, con cambios extremos de humor, hipocondríacas y manipuladoras. Finge su enfermedad y después ésta se vuelve realidad. Pacientes diabéticos de origen y presentación eminentemente psicosomática.

  -Natrum muriaticum: Primeras fases de la diabetes con gran apetito y adelgazamiento sin embargo, peor por el sol y con gran deseo de pan y alimentos salados. Debilidad después del coito. La diabetes se presenta por penas crónicas o en pacientes muy rencorosos y reprimidos emocionalmente, sumamente responsables. Uno de los síntomas característicos es el deseo de soledad para llorar y lamentarse.

  -Natrum sulphuricum: Diabéticos que se agravan por toda forma de humedad. Con asma o afecciones respiratorias. Diabetes asociadas a gran depresión o repentinos impulsos suicidas o de auto destrucción, a veces sin causa definida. Peor por el sol.

  -Nitric acid: En individuos muy pesimistas o vengativos, amargados por su enfermedad. Gran debilidad, caquexia, fisuras y hemorragias fáciles, dolores como agujas. Este tipo de pacientes desarrolla un carácter lóbrego, negativo, dañino, volviéndose una pesada carga para su familia y para su terapeuta. Diabéticos con gran ansiedad por su salud, con miedo a quedar a merced de los demás por no valerse por sí mismo, con lo cual preferirían morir.

  -Nux vomica: Diabéticos con gran deseo de estimulantes; diabetes a consecuencia de excesos de todo tipo. Por abuso de drogas o medicamentos. Gente que se vuelve sedentaria, diabetes por alcoholismo (Medorrhinum). Diabéticos adictos.

  -Opium: Tendenica al coma diabético. Ausencia de dolor y de reacciones. Gran sed, cara roja oscura. Por sustos o miedos súbitos.

  -Phloridzinum: Diabéticos con trastornos renales (insuficiencia).

  -Phosphoric acid: Este es uno de los medicamentos más imporantes en la diabetes en general y junto con Phosphorus, uno de los que puede ofrecer más al paciente diabético. Debilidad mental y física, condiciones graves, incluyendo diabetes infantil. Somnolencia, diabetes por penas prolongadas o nunca superadas, vértigo en la tarde. Palidez. Pérdida de memoria. Diabetes insípida.

  -Phosphorus: Otro de los medicamentos de suma importancia por su profundidad y nivel de semejanza en la sintomatología de esta patología. En todas las fases de la diabetes de todo tipo, incluyendo la diabetes juvenil. Sed inextinguible, de bebidas frías, gran deseo de dulces que nunca lo sacian. Debilidad extrema, peor después de defecar. Impotencia sexual con exagerado deseo. Neuropatías ardientes y afecciones oculares
-Picric acid: Debilidad con neuropatías. Gran debilidad de los miembros inferiores. Peor por ejercicio.

  -Plumbum metallicum: Con parálisis o convulsiones, neuropatías y graves lesiones oculares. Ausencia total o progresiva de reflejos, con gran deterioro de la función motora así como pérdida de la masa muscular. Diabéticos intoxicados, que se alimentaron durante toda su vida con alimentos muy pesados y grasosos. Diabetes asociada a arterioesclerosis. Muy indicado en individuos incapaces de esforzarse lo más mínimo, o realizar algún sacrificio en aras de su salud, no desean cambiar sus hábitos alimenticios y se niegan obstinadamente a hacer ejercicio, son densos y pesados, llegando a ser verdaderos sibaritas.

  -Secale: Tendencia a la gangrena en diabéticos con mucha debilidad a pesar de tener buen apetito. Sensación de ardor, quieres estar destapado aún cuando las partes expuestas están frías. Pie diabético en grado 3, 4 y 5. Este es el gran medicamento de los pacientes que están a pundo de sufrir una amputación, Secale como ningún otro medicamento actúa en la microcirculación distal.

  -Silicea: En procesos supurativos crónicos en la diabetes complicada. Gran debilidad mental y física. Pacientes diabéticos muy responsables y propios, que a pesar de cuidarse muy bien se van deteriorando, muy friolentos e inseguros.

  -Sulphur: Diabéticos que beben mucho y comen poco. Sensación como si se muriera (peor a las 11 a.m.). Caluroso y arreactivo. En pacientes diabéticos con ausencia de síntomas a pesar de que pueden presntarse con mucho deterioro o muy apáticos e indiferentes a todo, incluso a su propia enfermedad. También indicado en diabéticos seniles muy medicados, que ya no responden a ningún tipo de tratamiento, homeopático ni alopático. Neuropatías ardientes asociadas a prurito.

  -Syzigium: Este es uno de los medicamentos más clásicos. En potencias bajas o incluso en tintura. Sus síntomas son los típicos de la diabetes, sed intensa, debilidad generalizada, orina aumentada y con mayor densidad. Apetido aumentado y deseo de dulces. Cabe mencionar, que en muchos casos tiene la facultad de disminuir la glucosa elevada pero no actúa necesariamente a nivel profundo.

  -Tarentula hispanica: Con gran inquietud y reactividad, locuacidad y violencia. Vértigo pero sin palpitaciones.

  -Uranium nitricum: De los medicamentos más importantes, sobre todo en cuadros complicados que ya no responden a la medicación clásica ni, incluso, a la homeopática. Suele tratarse de paciente que comienzan a deteriorarse por la diabetes. Excesiva sed, apetito voraz, dolor abdominal que mejora comiendo. Afecciones hepáticas y pancreáticas severas. Hipertensión. Indicado cuando Syzigium y otros remedios no actúan ya.
 

 
  Häsler en México |  Anatomía de un medicamento |  Elaboración y origen |  Catálogo de medicamentos
Impregnaciones |  Productos |  Contacto |  Videoteca |  Domingo Cultural |  Asesoría Clientes |  Boletín Homeopático
Asesoría para Apertura de Farmacias Nuevas |  Publicaciones |  Las 12 Sales de Schüssler |  Vitaminas Homeopáticas
 

 ©2010. Laboratorios Homeopáticos Häsler. TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. PROHIBIDO EL USO TOTAL O PARCIAL DE ESTE SITIO.
Sitio Desarrollado por: Grupo CF