Boletín Homeopático


OCTUBRE 2019

Pulsatilla e Ignatia: Diagnóstico diferencial.
Por Gilberto Quintero Ramírez

  Ambas personalidades son cambiantes y volubles, al grado de ser los medicamentos más famosos en este sentido. Ambas son inestables, inconstantes e inconsistentes, caprichosas al grado de la histeria y lo impredecible, remedios más indicados en mujeres que en varones, aunque nunca exclusivos. En estados patológicos y de desequilibrio pueden incluso ser muy desestabilizantes de todo su entorno y generar caos y confusión. Pulsatilla e Ignatia son personalidades altamente subjetivas, idealistas y románticas, con una tendencia muy fuerte a idealizar a la pareja y a caer en relaciones incluso tormentosas, dañinas o perversas. Ambos medicamentos son de gran utilidad en toda clase de vínculos codependientes y malsanos, en estados de dependencia afectiva y contradicciones vitales que surgen a raíz de formas erróneas y dañinas de vivir el amor. Ignatia tiende más a los cambios intensos y repentinos, hasta violentos o imposibles de comprender; puede presentar cambios de humor extremos, que van de un polo a otro del sentir, pero también puede llegar a manifestar emociones contrarias de manera simultánea y paradójica. Esta suerte de contradicciones interiores, de conflictos internos que la desgasta y le genera gran desasosiego, es una de sus características más distintivas. Pulsatilla, en cambio, tiende a cambios de humor más sutiles y progresivos, paulatinos y, en cierta manera, convenientes a los fines de la propia paciente. Los cambios emocionales de Ignatia suelen generar gran perplejidad y desconcierto en sus interlocutores y aún en la gente que la ama. Pulsatilla con sus cambios afectivos y de humor genera más atención y, en la mayoría de los casos, una mucho mayor atención. Pulsatilla rara vez manifestará simultaneidad en lo que está sintiendo y no posee una verdadera naturaleza paradójica sino más bien adaptable, fluida y sutil aunque ambas pueden ser extraordinariamente demandantes. A su vez, Ignatia suele acompañar su inestabilidad emocional con manifestaciones físicas contundentes y tangibles, tanto a nivel biológico, en la forma de síntomas y sensaciones inexplicables, como por reacciones físicas, como gestos, golpes y manoteos. Pulsatilla no es tan física en sus manifestaciones ni tan confrontadora, fungiendo como víctima de la otra persona o de las circunstancias. Un gran rasgo diferencial estriba en su relación con el entorno humano: ambas personalidades poseen la capacidad de hacer que los demás hagan lo que desean. En Ignatia esta habilidad es un verdadero carisma acompañado de dotes de liderazgo y marcialidad; así, también puede ser muy demandante, confrontadora, exigente y con la capacidad de imponerse, incluso a personas del sexo opuesto. Lo cual no la exenta de manifestar gran dulzura, empatía y ternura en ocasiones. Pulsatilla, en cambio, suele ser tierna y adaptable en la mayoría de las circunstancias, consiguiendo lo que desea a través de métodos indirectos, sobre todo de manipulación afectiva y emocional.

  Ignatia, Pulsatilla y Veratrum album comparten, junto con medicamentos como Hyosciamus y Sulphur, el rubro “Cavila en silencio”, lo cual demuestra que cuando ambos remedios caen en depresión tienden a la especulación emocional sobre todo por cuestiones afectivas, mientras que Sulphur y Veratrum lo hacen por cuestiones más mundanas. En el Repertorio de Phatak se encuentra otro rubro muy interesante: “Desea cosas que no puede paladear”, síntoma que refleja una avidez por lo que no se tiene, característica de ambas personalidades femeninas; además de Pulsatilla e Ignatia, están presentes Bryonia y Magnesia muriatica que manifiestan este síntoma como un anhelo por lo que no pueden tener ni experimentar, dadas sus responsabilidades, en Bryonia sobre todo a sus negocios, en Magnesia muriatica por su sentido exacerbado del deber y el servicio.

  La dulzura proverbial y el típico encanto que ambos medicamentos suelen presentar es de una naturaleza muy diferente, en Ignatia enmascara independencia y reactividad, pues Ignatia es una mujer muy decidida a quien no le agrada depender de los demás. En cambio el encanto de Pulsatilla gusta que los demás, sobre todo varones, le resuelvan sus dilemas, aún cuando ella misma puede solucionarlos con toda facilidad. En un extremo opuesto de este espectro Ignatia y Pulsatilla pueden ser ambas gruñonas y quejumbrosas, negativas y altamente irritables, sobre todo en habitaciones calientes (lo cual sólo es compartido con Anacardium, Bryonia y Calcarea carbonica). El síntoma “Alegría, alborozo alternando con tristeza sólo es presentado por Coffea, Crocus, Ignatia, Origanum, Pulsatilla, Stramonium y Valeriana. Coffea cruda es uno de los medicamentos más eufóricos y vivaces, con un optimismo desbordante que deja atrás incluso al de Phosphorus o Ignatia, pero también es uno de los medicamentos con más remordimiento, dada su naturaleza polarizada. Crocus sativus es muy semejante a Ignatia y a Phosphorus, chispeante, vivaz, con una alegría contagiosa en extremo y una exultación contagiosa, pero también con tendencia a caer en muy severas depresiones, donde siente que nadie le toma en cuenta. Ignatia posee esta alternancia desde su polaridad esencial, pasa así de la alegría a la tristeza con suma facilidad, desde edades muy tempranas y por las causas más simples. Origanum, remedio con una personalidad apasionada y llena de deseos a veces indefinidos, posee también alternancia entre alegría y tristeza, tanto por no poder obtener lo que desea como por no saberlo con precisión. Pulsatilla es lábil y vulnerable a la opinión y sobre todo al afecto de los demás, lo cual determina su alegría o tristeza. Stramonium presenta esta misma alternancia pero de manera violenta, acompañada de ira o insatisfacción profunda, así como temores incontrolables. Valeriana es un medicamento homeopático poco empleado en situaciones psicológicas profundas, indicado como Ignatia, en alternancias emocionales al grado de la histeria, en personas que han reprimido su liderazgo y carisma. Por último cabe mencionar que Ignatia, Phosphorus y Pulsatilla están presentes en el rubro “Habla de manera colorida”, mencionado por Vithoulkas. Este síntoma se refiere a una forma de hablar pintoresca, llena de adjetivos y transmitiendo muchas emociones e imágenes.

  Ignatia como Pulsatilla, es afectuosa, dulce y tierna, con multiplicidad de registros, adaptable y nutricia. Aparentemente suave y mucho más sentimental y romántica que la segunda. Se sintoniza y fluye con los demás, pero sin perder su identidad, desde su conciencia y voluntad; no tiene reparo en mostrarse tal como es, expresa sus emociones de manera directa y transparente, está llena de sonrisas y posee una coquetería natural y espontánea, por lo que también, como Pulsatilla, suele ser el centro de atención en cualquier lugar donde se encuentre. 

 
  Häsler en México  |  Anatomía de un medicamento  |  Elaboración y origen  |  Catálogo de medicamentos
Impregnaciones  |  Productos  |  Contacto  |  Videoteca  |  Domingo Cultural  |  Asesoría Clientes  |  Boletín Homeopático
Asesoría para Apertura de Farmacias Nuevas | Publicaciones | Las 12 Sales de Schüssler | Tinturas Madres | Vitaminas Homeopáticas
 

 ©2019. Laboratorios Homeopáticos Häsler. TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. PROHIBIDO EL USO TOTAL O PARCIAL DE ESTE SITIO.
Sitio Desarrollado por: Grupo CF